¿Qué sabes del parásito “come cerebros”?

Sabemos que suena casi irreal, pero desafortunadamente es cierto. En Argentina murió un niño de ocho años, víctima del parásito Naegleria fowleri, popularmente conocido como la “ameba asesina” o “come cerebros”.
El deceso ocurrió en 2017, pero apenas reportaron las causas: horas después de que el niño nadó en la laguna de Mar Chiquita, a 400 km de Buenos Aires, sufrió dolores intensos de cabeza, vómito, fotofobia y sonofobia. Después llegaron fallas respiratorias y hemodinámicas, convulsiones y encefalitis. Finalmente, murió, según informa El País.
Los médicos, primero le habían diagnosticado meningitis, pero después dijeron que en realidad se trataba de un caso de meningoencefalitis amebiana primaria (MAP) provocada por el parásito Naegleria fowleri.
¿Qué es el  Naegleria fowleri?
Es una ameba que habita lugares de agua templada, como ríos y lagos. Puede ingresar al cuerpo humano a través de la nariz. No es contagiosa y tampoco se contrae por beber agua sucia.
Cuando está dentro del cuerpo humano provoca MAP, lo que provoca es la destrucción rápida del tejido cerebral. Durante la primera etapa parece ser meningitis, pero posteriormente aparecen los siguientes síntomas:
– Rigidez en el cuello
– Confusión
– Pérdida de equilibrio
– Alucinaciones
– Convulsiones
La enfermedad evoluciona muy rápido y puede provocar la muerte del paciente después de cinco o siete días. Los expertos recomiendan tomar precauciones en los lagos y ríos con agua contaminada, pues existen 30 especies conocidas en todo el mundo.
(232)