Primer juego de MLB en Monterrey es ¡sin hit, ni carrera!

Tras no jugar un partido oficial en México en más de 19 años, la MLB regresó en plan grande, ya que este viernes Dodgers de Los Angeles logró vencer 4-0 a Padres de San Diego en un duelo sin hit ni carrera en el Estadio de Beisbol Monterrey.
La máxima del beisbol no se cumplió, dicen que pitcher que poncha al primer bateador pierde el partido y para Dodgers ocurrió todo lo contrario en el primer duelo en tierra regia, logrando el sin hit ni carrera pero con un combinado de lanzadores, Walker Buehler, Tony Cingrani, Yimi García y cerrando Adam Liberatore.
Buehler lanzó seis entradas completas, concedió tres bases por bolas y ponchó a ocho bateadores; Cingrani entró en la séptima y retiró ese inning con par de pasaportes y un chocolate; García eliminó a dos por la vía de los strikes en la octava, lanzándola completa, mientras que el noveno rollo fue para Liberatore con dos ponches y así finalizar el partido ante la algarabía de la afición que en su mayoría apoyó a Dodgers.
El mexicano Christian Villanueva se fue en blanco, un ponche en la primera entrada y aunque conectó buenos batazos al jardín izquierdo, fue dominado así en tres ocasiones para irse de cuatro nada.
Con ese excelente pitcher, a Dodgers le bastaron las carreras anotadas en los primeros dos episodios, en el primer inning al anotar Chris Taylor con sencillo de Matt Kemp y en el segundo rollo, con cuadrangulares espalda con espalda de Taylor y Kike Hernández, cuando ya había dos outs ante los lanzamientos del abridor Joey Lucchesi.
En la sexta cerraron la cuenta, cuando Austin Barnes abrió la entrada con triple al derecho y llegó al pentágono con hit de Alex Verdugo. Con este resultado donde el pitcher ganador es Buehler y el perdedor Lucchesi, Dodgers llega a 15 ganados y 17 derrotas, mientras que Padres se hunde 11 triunfos y 22 derrotas.
Fuente: medio tiempo
(9)